¿Por qué tarda en arrancar el PC? En primer lugar, un sistema Windows recién estrenado debería arrancar a la velocidad del rayo, da igual que sea Windows 7, 8 o 10.

Lo que provoca que el PC vaya a paso de tortuga con el tiempo es lo que hacemos con él. Las principales causas de los tiempos de arranque prolongados incluyen:

  • Controladores nuevos: los controladores manejan los dispositivos dentro del equipo. Por ejemplo, se encargan de garantizar que el chip de sonido reproduzca tus archivos MP3 favoritos y que los vídeos de YouTube no sean películas mudas. Si los controladores no funcionan bien, podrían ocasionar retrasos considerables en el tiempo de arranque del PC.
  • Software: cuantas más aplicaciones instales (como Photoshop o iTunes), más lento irá el equipo con el tiempo. Esto se debe a los elementos de arranque o servicios ejecutados en segundo plano de terceros que se inician silenciosamente siempre que se enciende el equipo. Algunos de estos elementos se encuentran en la barra de tareas (abajo); otros son invisibles.
Tareando: ¿existe esta palabra?
  • Nuevas actualizaciones: muchas aplicaciones buscan actualizaciones de productos cuando se enciende el PC. Incluso Microsoft proporciona, a veces, actualizaciones acumulativas o compilaciones nuevas (de Windows 10) que pueden afectar al tiempo de arranque drásticamente.
  • Malware: virus, troyanos, spyware y otros tipos de software malicioso pueden provocar que el PC arranque mucho más despacio que al principio, así que no te olvides de contar con el software antivirus más reciente.

Descargar AVG AntiVirus FREE

 

Para saber qué es lo que hace que el PC arranque despacio, usa la herramienta Visor de eventos de Windows. Esta indica todas las aplicaciones que aumentan drásticamente el tiempo de arranque del equipo. Luego puedes desactivar más agresivas con el Administrador de arranque o Administrador de tareas de Windows.

Todas estas herramientas están integradas, pero su uso puede ser algo complicado, ya que tendrás que ir de una a otra para conseguir tu objetivo. Puede resultar mucho más fácil usar un administrador de arranque más integrado, como el de AVG TuneUp, que muestra el impacto de todas las aplicaciones que se ejecutan automáticamente en el arranque y permite desactivar estos agujeros negros de recursos con un solo clic. (Sí, esto es propaganda comercial descarada, pero a nuestros ingenieros les ha costado sudor y lágrimas desarrollar este programa y queremos que lo conozcas: echa un vistazo a la versión de prueba).

Abajo explicamos los dos métodos.

El método «hazlo tú mismo» (para expertos)

Para aquellos que deseen trastear con las herramientas de administración del sistema, averiguar el modo de acelerar el tiempo de arranque puede ser una manera fantástica de conocer mejor el PC. Básicamente, lo que tienes que hacer es:

Identificar los tiempos de arranque lentos

Manteniendo pulsada la tecla Windows en el teclado, pulsa R. Se abre el menú Ejecutar:

Menú Ejecutar 

Escribe Eventvwr.msc y haz clic en Aceptar. Expande las siguientes carpetas: Registros de aplicaciones y servicios, Microsoft, Windows, Diagnostics-Performance y Operativo.

Operaciones y registros (para el arranque) 

Busca el identificador de evento 100, que muestra lo que tarda el equipo en encenderse. En nuestro ejemplo, son 35 segundos. Por su parte, los identificadores 101 muestran qué aplicaciones ralentizan el equipo. Por ejemplo:

¿Dónde están los culpables?  

Aquí vemos que el software NVIDIA tardó 6,5 segundos en cargar, es decir, 1,5 segundos más que la vez anterior: es evidente que algo no funciona. Los controladores de NVIDIA solo dan acceso a opciones gráficas avanzadas que pueden ser útiles en tareas intensas, como los juegos. En la mayoría de los casos, no se necesitan en el arranque, así que los puedes desactivar tranquilamente con el administrador de arranque integrado.

Para ello, mantén pulsada la tecla Windows y pulsa R otra vez. Esta vez, escribe msconfig, pulsa Intro y ve a la pestaña Arranque. Aquí puedes desmarcar elementos o, si tienes Windows 8 o 10, ve al Administrador de tareas y haz clic con el botón derecho en un elemento para deshabilitarlo.

La tarea correcta en el Administrador de tareas 

Por desgracia, como se ve aquí, puede haber docenas de entradas y tendrías que investigar por tu cuenta para determinar si son importantes o no. Pero hay una forma más sencilla de hacerlo.

El método automático (y fácil)

Utilizar el Visor de eventos y la vieja herramienta «msconfig» puede funcionar, pero no es nada cómodo ni sencillo, así que lleva su tiempo. Por esta razón, hemos creado una forma más fácil de desactivar las aplicaciones lentas al arrancar el PC. Es una parte esencial de nuestro paquete AVG PC TuneUp (usa la versión de prueba y compruébalo tú mismo).

Pruebe AVG TuneUp de forma GRATUITA

 

  1. Cuando hayas instalado AVG PC TuneUp, ve a la sección Acelerar y fíjate en la barra de progreso de la optimización total. Progreso de la optimización

    En una parte de la barra debería poner Desactivar programas de inicio automático. Al hacer clic en Mostrar, verás un resumen de todas las aplicaciones de inicio automático que ralentizan el equipo, y también se indica si son necesarias u opcionales. Además, en vez de complicados nombres de archivo, muestra los nombres completos de los productos, como Microsoft Office o Skype, y resalta las aplicaciones nuevas que se hayan instalado recientemente.

    Arrancar con StartUp manager
  2. Apaga los interruptores. Así de fácil.

A continuación, te damos unas sugerencias extra.

Actualizar a Windows 10
Si todavía tienes Windows Vista, 7 u 8, te aconsejamos que cambies a Windows 10. En la mayoría de los casos, el nuevo sistema operativo ha logrado reducir los tiempos de arranque algunos segundos en comparación con sus predecesores.

La estafa del rendimiento: panel

Instalar un SSD o usar un portátil con almacenamiento flash
Si estás buscando un equipo nuevo, asegúrate de que tenga almacenamiento flash (SSD, disco de estado sólido), no un disco duro mecánico tradicional (HDD). Los equipos con SSD arrancan mucho más rápido y recuperan la información de uso habitual casi de manera instantánea. La diferencia en los tiempos de arranque entre los SSD y los discos duros tradicionales puede ser como de la noche al día, así que esto quizás sea lo más importante que debas tener en cuenta si quieres que el equipo se encienda más rápido.

Hoy en día, con la bajada de precios, hasta algunos portátiles de gama baja vienen con un SSD. Si te atreves (y sabes de tecnología), también puedes conseguir un SSD para instalarlo en el PC o portátil tú mismo. (Pero esa es otra cuestión).

Si quieres leer más consejos de nuestros expertos para optimizar el PC, consulta nuestra Guía definitiva para limpiar y acelerar el PC.

Pruebe AVG TuneUp de forma GRATUITA

 

AVG TuneUp Pruébelo GRATIS